¿Cuáles son los diferentes tipos de remedios caseros de mal aliento?

La mayoría de las personas están familiarizadas con el uso de pasta de dientes, goma de mascar, mentas y enjuagues bucales para prevenir y controlar el mal aliento. Hay muchos otros remedios caseros para el mal aliento, sin embargo, que puede hacer deshacerse de él más fácil. Remedios caseros de mal aliento van desde la más simple de las soluciones, tales como mantener la boca limpia y beber más agua, a los remedios menos conocidos, como comer ciertos alimentos y especias.

Mantener una boca limpia es vital para deshacerse del mal aliento. Esto significa cepillarse dos o tres veces al día y usar hilo dental al menos una vez al día. Algunas personas utilizan enjuagues bucales, así, aunque son mejores para cubrir malos olores que realmente deshacerse de ellos. Cepillarse la lengua también es importante para deshacerse del mal aliento. Cepillarse los dientes con bicarbonato de sodio puede fomentar la respiración más fresca también.

Beber mucha agua es uno de los remedios más importantes para el mal aliento. Una boca seca es más probable que tenga mal aliento, por lo que beber mucha agua puede ser útil. No sólo el agua mantiene la boca húmeda, sino que también ayuda a lavar los alimentos en descomposición que pueden quedar atrapados en las grietas de la boca. Incluso ayuda a eliminar bacterias y células muertas de la piel. La goma de mascar, que aumenta la producción de saliva, puede tener el mismo efecto, los dentistas recomiendan goma sin azúcar para ayudar a prevenir las caries.

Algunas personas utilizan ciertos alimentos para ayudar a evitar y deshacerse del mal aliento. Por ejemplo, algunos remedios caseros para el mal aliento incluyen masticar ramitas de perejil o masticar semillas de hinojo después de comer. Incluso el queso hace que la lista de remedios caseros de mal aliento. Se dice que tiene propiedades de placa y olor-lucha. Las verduras frescas pueden tener el mismo efecto.

La prevención es uno de los preventivos más populares. Una persona puede notar lo que le hace desarrollar mal aliento y evitar esas cosas. Los culpables comunes son el tabaco y el ajo. Las amenazas dulces también pueden causar que las bacterias que causan olores se reproduzcan. Los alimentos y bebidas ácidas, incluyendo el café regular, pueden tener un efecto similar.

La mayoría de las personas pueden tratar el mal aliento en casa. Es importante señalar, sin embargo, que el mal aliento persistente puede ser un signo de una condición de salud o un efecto secundario de ciertos medicamentos. En algunos casos, puede incluso ser un signo de caries. Si una persona no tiene éxito con remedios caseros de mal aliento, puede hacer bien para buscar ayuda de un médico o dentista.